• Sindicato de Trabajadores Informáticos de la República Argentina
    Sindicato de Trabajadores Informáticos de la República Argentina
  • Categorías

Interrogantes que descolocan: A los postulantes a entrar a la empresa de la manzana pueden hacerles resolver problemas lógicos y responder demandas extrañas. Otras grandes empresas también preguntan cosas muy particulares a quienes aspiran a sumarse a sus planteles.


Preguntas difíciles para respuestas creativas en las entrevistas laborales.

Las entrevistas laborales están entre los momentos más desafiantes y estresantes que deben afrontarse. Sobre todo porque pueden tener un gran componente de sorpresa. Las preguntas que se deberán enfrentar, muchas veces, se salen de lo convencional y pueden dejar boquiabierto al postulante, cuando no directamente mudo o petrificado.

Días atrás, la publicación Business Insider recopiló algunas de las más difíciles e insólitas preguntas que se han hecho en entrevistas laborales en Apple. Entrar a trabajar a la empresa de la manzana, parece, implica sortear particulares desafíos. Por ejemplo, quien esté frente a su entrevistador deberá responder con soltura y decisión a interrogantes como “¿Qué trae con usted hoy encima?”, “¿Cómo probaría una tostadora?” o “¿Cuál fue su mejor y su peor día de los últimos cuatro años?”.

Pero además, hay desafíos lógicos que afrontar. Uno de ellos es este: Hay tres cajas, una contiene sólo manzanas, otra contiene sólo naranjas, y una tercera contiene manzanas y naranjas; las cajas han sido etiquetadas de modo incorrecto tal que ninguna etiqueta identifica el contenido real de la caja en la que está; abriendo solo una caja, sin mirar dentro de ella y sacando solo una fruta, etiquete todas las cajas de modo correcto.

También habrá que estar dispuesto a describir “una experiencia humillante” o “un problema interesante y la manera en que lo resolvió”, y a tener alguna cifra a mano para responder a la pregunta: “¿Cuántos niños nacen todos los días?”.

“¿Cuál es la manera más creativa en la que usted podría romper un reloj?” podría preguntar, asegura Business Insider, el entrevistador a quien quiera entrar a trabajar a Apple. El postulante también tendría que estar capacitado para explicarle a un niño de ocho años qué es un router y cómo funciona y para resolver preguntas crípticas: “¿Es más importante solucionar el problema del cliente o crearle una buena experiencia?”.

Sin embargo, la empresa creadora del iPhone no es la única que apela a preguntas insólitas en sus entrevistas laborales. La misma Business Insider había recopilado, meses atrás, preguntas que se hacían Amazon, Facebook, Twitter, Microsoft y otras grandes firmas, tecnológicas y de las otras.

Un atildado cuarentón que llegue a la entrevista que podría conducirlo a un alto cargo en el área de Recursos Humanos de Amazon podría verse descolocado cuando le pregunten: “Si fuera una marciano, ¿cómo resolvería problemas?”.

Quien quiera trabajar como gerente de producto en Google transpirará un poco cuando en plena seguidilla de preguntas le caigan con un: “Usted quiere diseñar un teléfono para sordos, ¿cómo lo haría?”. Y si esta pregunta puede hacer tambalear en su silla al nervioso aspirante, su desazón no sería nada comparada con la que invadiría al postulante a trabajar en el sector de ventas de la firma Pacific Sunwear cuando su interlocutor le dispare: “Si usted fuera una señal de tránsito, ¿cuál sería?”

El camino para entrar a trabajar a Facebook también podría presentar extrañas pruebas, por ejemplo, dar una respuesta a este planteo: “Supongamos que usted tiene una bolsa de con x número de cuerdas; al azar, usted saca la punta de una de ellas, luego saca un segundo extremo de cuerda y los ata entre sí; después repite esto hasta que no queden puntas de sogas para sacar de la bolsa. ¿Cuál es el número esperado de lazos que usted habrá armado?”. ¡Plop!

El aspirante a formar parte de la planta permanente de Twitter debe ir a su entrevista lúcido y preparado para hablar en contra de sí mismo, porque es probable que le pregunten: “Dígame, ¿por qué deberíamos no contratarlo?”. Y quien persiga el objetivo de entrar a trabajar en las oficinas de Microsoft, la empresa pionera de la era de las PC, debería prestar atención a algún detalle interesante en el ascensor que lo lleve al piso de su entrevista. Porque puede que minutos después deba responder a la pregunta: “¿Cómo diseñaría usted un elevador?”. Sí, esta puede ser una de las preguntas a responder, no importa que esté intentando ocupar un cargo administrativo.

A la vez, será mejor que alguien que tenga intenciones de trabajar en el área de inversiones de la gigante de los seguros AIG tenga nociones de geometría, o al menos de repostería, porque posiblemente le pregunten: “¿Cómo se corta una torta circular en ocho partes iguales?”.

Por su parte, un aspirante a ser asistente administrativo en Google podría toparse, en una de sus entrevistas de admisión, con esta consigna: “Imagine que le dan una caja de lápices y haga una lista de diez cosas que podría hacer con ellos sin incluir los usos tradicionales”.

Finalmente, un interesado a ser analista de operaciones en Goldman Sachs estaría liberado de mayores tensiones, porque es probable que le pregunten cuánto pesa un Boeing 707. Y todo el mundo sabe que ese avión marca en la balanza 55,6 toneladas, vacío, claro.


Fuente: http://www.clarin.com

Tags:

  • Show Comments

  • Eric

    El de las manzanas y naranjas no siempre es posible. (teniendo en cuenta obvio que al meter la mano en la que tiene ambas frutas y sacar una fruta, no estás pudiendo tocar ninguna otra fruta). Si metés la mano y sacás una manzana (o una naranja) y la etiqueta dice naranja (o manzana), no es posible (al menos por lógica) etiquetar correctamente las cajas.
    Saludos

    • AiNt

      SI es posible, tenes que sacar una fruta de la que tiene la etiqueta con las dos frutas.

Comments are closed.