• Sindicato de Trabajadores Informáticos de la República Argentina
    Sindicato de Trabajadores Informáticos de la República Argentina
  • Categorías

La propuesta, que surgió en Facebook de la mano de una mujer santafesina, consiste en que los participantes envíen y reciban juguetes con el fin de que los más chicos los vuelvan a elegir por sobre la tecnología.


Inspirada en los juegos virtuales El Árbol de los Libros y Milhojas que fomentan el intercambio de libros entre aficionados de todo el país, una santafesina creó Juegolandia, una alternativa similar que pretende lograr lo mismo pero con juguetes.

La propuesta, que comenzó hace un mes cuando se creó el grupo de Facebook y ya logró entusiasmar a más de 1.500 miembros, busca convertirse en algo más que una cadena de regalos infantiles.

“Esperamos que sirva para fomentar el juego infantil como método recreativo tangible y armónico, saludable, espontáneo y libre, evitando los excesos de tecnología como lo son el celular, la tablet, la play, la computadora y la televisión”, explicó en diálogo con Diario UNO la promotora y administradora de la propuesta, quien dejó en claro que se busca alcanzar a los pequeños de entre 0 y 12 años.

"Esperamos que sirva para fomentar el juego infantil como método recreativo tangible y armónico, saludable, espontáneo y libre, evitando los excesos de tecnología como lo son el celular, la tablet, la play, la computadora y la televisión" explicó la promotora y administradora de la propuesta.

“Esperamos que sirva para fomentar el juego infantil como método recreativo tangible y armónico, saludable, espontáneo y libre, evitando los excesos de tecnología como lo son el celular, la tablet, la play, la computadora y la televisión” explicó la promotora y administradora de la propuesta.

En este sentido, la mujer –que comentó que se puso al mando de la iniciativa en representación de su nena de tres años– detalló que los interesados en sumarse pueden hacerlo en beneficio de sus hijos, sobrinos o incluso de alguna entidad específica que los cobije, como ser un hospital, un hogar o una escuela.

Por otro lado la promotora del juego afirmó que “los participantes pueden dejar un detalle de lo que saben que le gusta al niño que representan porque muchas veces pasa que quien otorga el presente quiere buscar que lo regalado sea del agrado del destinatario”.

Asimismo y en alusión a lo que entiende puede implicar para los chiquitos la participación en el intercambio, la joven de 33 años expresó: “Todos sabemos de la importancia que tiene el juego en las distintas etapas del desarrollo infantil, por tanto consideramos que esta opción es muy buena para los chicos porque les despierta también el entusiasmo de ir recibiendo los regalitos”.

Sobre las disposiciones

El proceso de participación en Juegolandia es sencillo: cuando uno empieza a jugar se le asigna un grupo de cuatro miembros que tiene un líder que será quien le indicará al nuevo miembro el nombre del niño jugador (con datos específicos de edad, dirección y código postal) a quien debe enviarle un juguete.

Luego de un lapso de tiempo determinado, este miembro llegará a convertirse en líder de un nuevo grupo, al que deberá coordinar para que los demás miembros le envíen un juguete a quien fue su líder.

Así, si todos los participantes de la cadena solidaria virtual cumplen con su fin, el proceso se repetirá de tal forma que el jugador recibirá finalmente 16 juguetes.

Si bien en el espacio de Facebook creado para la implementación de Juegolandia hay un comentario destacado en donde se detallan todos los puntos específicos que hacen a la reglamentación del juego, es usual que las y los inscriptos se queden con dudas respecto del procedimiento.

Es en ese contexto que la administradora suele hacer comentarios en forma regular en el muro en donde hace aclaraciones respecto del entretenimiento virtual.

“Mucha gente consulta sobre los períodos de tiempo que hay entre el inicio con la entrega del primer juguete y la recepción de los de regalo; y yo siempre digo que eso depende mucho del compromiso que tomen los inscriptos, porque me ha pasado ya de tener que reemplazar a anotados que se les asignó un grupo pero que después no contestaron y en consecuencia entorpecieron el sistema de cadena solidaria dispuesto”, afirmó la administradora y completó: “El lapso que se da es de un mes para enviar el juguete, pero por supuesto que se sabe que cuanto más rápido se envíe mejor será para hacer la continuidad del mismo”.

Al respecto, la joven detalló que “se solicita a todos los integrantes que sumen a nuevos miembros para que el juego crezca cada vez más y más niños tengan su oportunidad de divertirse”.

Y para complementar dijo: “Es importante que la gente sepa que esta cadena de favores requiere de mucha paciencia, porque depende de las personas que participen y del compromiso de cada uno. Es por ello que no hay un tiempo estipulado para el inicio o final de la recepción de los dieciséis juguetes que le corresponden a cada jugador, es por eso que se solicita que cada participante sume a nuevos porque esto agiliza mucho el desarrollo del entretenimiento”.

Por más datos

Cabe destacar que Juegolandia está disponible para la adhesión de nuevos participantes en Facebook (es un grupo cerrado), quienes para ser parte deben comentar en la publicación general sus intensiones y dejar los datos del pequeño que representan.

Sobre este último punto vale aclarar que se puede jugar en representación de varios niños (pensando en que puede intervenir una mamá con dos o tres hijos), pero en ese caso se deberá enviar un juguete por cada uno y seguir los grupos que correspondan para cada caso.

Respecto de los participantes, hay que decir que la organizadora detalló que no existe ningún requisito para sumarse, “sólo se necesitan ganas, compromiso y paciencia”.

“Estamos abiertos desde el primer momento a que la propuesta trascienda los límites de la ciudad, de hecho ya tenemos participantes de alrededores e incluso llegó a provincias limítrofes”, dijo la joven santafesina y cerró: Lo único que sí establecimos como excluyente es la participación de juguetes bélicos o que hagan alusión al fomento de la violencia.

Fundamental eslabón para los infantes

Se sabe que el juego, por ser una actividad inherente al ser humano, es un eslabón fundamental en el desarrollo de los infantes. Y tal como lo especifica Unicef en el informe Deporte, Recreación y Juego (realizado en 2002) “cuando juega, el niño permanece activo. Todo el tiempo hace nuevas observaciones, pregunta y responde, hace elecciones y amplía su imaginación y su creatividad. El juego proporciona al pequeño la estimulación y la actividad física que su cerebro necesita para desarrollarse y poder aprender en el futuro. A través del juego, el infante explora, inventa, crea, desarrolla habilidades sociales y formas de pensar; aprende a confrontar sus emociones, mejora sus aptitudes físicas y se descubre a sí mismo y sus propias capacidades”.

“Entendiendo esta importancia, y haciendo foco en que en la actualidad los chiquitos suelen volcarse cada vez a los juegos tecnológicos y no tanto a los sólidos que le permiten otro tipo de experimentación, es que nació la idea de esta cadena virtual”, explicó la joven santafesina que impulsa Juegolandia.

Detalles

  • Quienes quieran dejar de participar o no puedan hacerlo después de anotarse deben dar aviso al grupo para ser reemplazados a los fines de cortar la cadena.
  • Es importante que la administradora pueda saber el estado de los grupos. Para esto se solicita a los integrantes que publiquen un post contando por ejemplo si ya enviaron el juguete o sus mensajes enviados, etcétera.

 

 


Tags: