• Sindicato de Trabajadores Informáticos de la República Argentina
    Sindicato de Trabajadores Informáticos de la República Argentina
  • Categorías

El 11 de marzo de 2011 marca un hito fundamental para todos los empleados de la industria informática en la Argentina. Hasta entonces, tener condiciones dignas salariales o laborales, frenar los abusos de los superiores, cobrar las horas extras y adicionales, tener salarios estandarizados por función y seniority o trabajar cubiertos por un Convenio Colectivo de Trabajo de la actividad, simplemente parecía una utopía. Hoy todos estos objetivos son una realidad concreta para miles de empleados IT en el país. Hace cinco años se firmaba la partida de nacimiento de la Unión Informática.


El 11 de marzo de 2011 se toma como hito fundacional de la Unión Informática. Hoy se cumplen 5 años de aquel momento y, a la par de los balances necesarios, mirar hacia delante es lo fundamental. Con un presente de expansión y crecimiento, se proyecta un futuro de grandes logros y conquistas.

El 11 de marzo de 2011 se toma como hito fundacional de la Unión Informática. Hoy se cumplen 5 años de aquel momento y, a la par de los balances necesarios, mirar hacia delante es lo estratégico es lo fundamental. Con un presente de expansión y crecimiento, se proyecta un futuro de grandes logros y conquistas.

Lo que supo ser una actividad con notables índices de precariedad tanto laboral como salarial, hoy cuenta con una herramienta fundamental para revertir un contexto desfavorable al empleado, una organización sindical sólida y legítima: la Unión informática.

La fecha para la conmemoración oficial del natalicio de esta Institución Gremial fue fijada en uno de los tantos hechos que componen la ya extensa línea histórica de esta organización. El 11 de marzo de 2011 fue el día en que se presentó la documentación requerida en el Ministerio de Trabajo, Empleo y Seguridad Social de la Nación para la obtención de la simple inscripción gremial. Un trámite simple y burocrático que, dentro los márgenes de la normalidad estipulada por el MTEySS hubiera demorado sólo 90 días, demoró casi tres años.

No obstante el peso del lobby de grandes consorcios multinacionales y grupos locales que operaron en las instituciones públicas para que no se avale un sindicato de empleados informáticos en la Argentina, la Unión no dejó de crecer. En publicaciones anteriores, ya se han hecho repasos sobre los logros históricos para la industria IT local alcanzados por la Institución: desde reivindicaciones y derechos logrados, como los medios y medidas empleados para tales fines.

Haber alcanzado el primer lustro en la historia de la organización no es un hecho menor. Mucho ha pasado desde aquel grupo iniciático de IBMers indignados que conformó contra viento y marea lo que ellos llamaron Olivos Unido, en referencia al site de la compañía donde trabajaban diariamente. Este presente en que la aplicación de un Convenio Colectivo de Trabajo está transformando contundentemente las condiciones laborales de miles de empleados informáticos en el país, no fue sino producto de la toma de conciencia, organización y compromiso de miles de empleados del sector que encontraron en la organización gremial la vía para la obtención de mejoras y condiciones dignas de trabajo. Los afiliados se multiplican y más delegados normalizadores asumen el compromiso de representar gremialmente a los empleados de su empresa. Todo esto bajo una conducción sindical que planifica paso a paso las tácticas y la estrategia para realizar estos objetivos año tras año.

Todavía falta mucho

Pablo Dorin, Secretario General de la Unión Informática, y uno de los precursores de la sindicalización de los empleados informáticos en la Argentina junto con el primer grupo de empleados de IBM Argentina.

Pablo Dorin, Secretario General de la Unión Informática, y uno de los precursores de la sindicalización de los empleados informáticos en la Argentina junto con el primer grupo de empleados de IBM Argentina.

Si se mira hacia atrás, el 2011 parece estar a años luz. Y sin embargo, todavía queda un extenso camino por recorrer.

A lo largo de todos estos años dichos objetivos se consiguieron con organización, convicción, y muchísimos sacrificios. Si bien hubo huelgas y medidas gremiales que nunca son gratas -que incluso contaron con momentos de gran tensión -, la Unión Informática logró imponer los reclamos de sus afiliados. Apostando siempre al diálogo y el entendimiento entre las partes, las negociaciones se sucedieron y se arribó a buen puerto en todos los casos.

A la par de la consolidación de las Comisiones Internas de Delegados de la Unión en las empresas en que se viene trabajando desde hace años, mayoritariamente radicadas en el Área Metropolitana de Buenos Aires, el Sindicato creció fuertemente en el interior. Junto con el crecimiento de la Regional Córdoba, la Unión obtuvo la simple inscripción gremial en la ciudad de Rosario, donde en breve inaugurará su primer sede.

En la Provincia de Buenos Aires también se mantiene un crecimiento sostenido. Nuevos Delegados Normalizadores así como gran cantidad de afiliados se suman a la Unión Informática en La Plata, Mar del Plata y San Nicolás. Cabe destacar que en este año, los informáticos marplatenses obtuvieron su primer acuerdo con miras a la aplicación del Convenio entre la Unión y la firma EMMSA. Recientemente, ya empezado el 2016, se designó el primer Delegado Normalizador en Tandil, en una empresa del polo informático de la ciudad.

Si bien durante 2015 se realizaron pasos fundamentales para que los asalariados del sector IT logren derechos similares a los que se gozan los empleados de otras industrias y que les corresponde en virtud de su importantísima tarea, es necesario continuar organizando a las personas de cada empresa para que no sean más presas indefensas del abuso de las compañías, abuso agravado por las excelentes rentas que obtienen los empresarios y los bajísimos salarios que perciben muchos informáticos.

Pablo Dorin, Secretario General de la Unión Informática, aportó unas palabras para este balance:

Tenemos que revalorizar el trabajo que hace cada informático: no solo debe ganar bien para llegar a fin de mes, sino que también debe ganar como corresponde a su puesto, su experiencia y su capacitación y trabajar en condiciones decentes, con dignidad profesional. Hasta que empezamos a organizarnos, hasta que firmamos nuestros primeros acuerdos, las empresas hicieron lo que quisieron con cada uno de nosotros, y ya conocemos los resultados. En cambio ahora, con la Unión, vamos viendo que se podía pagar más, que se podía trabajar mejor y que ninguna empresa se funde. Entonces tenemos que llevar nuestra propuesta a cada uno de nuestros compañeros, a cada lugar de trabajo, porque para lograr todo lo que consideramos justo siempre será necesaria la unión y organización de todos los informáticos. Cuanto más seamos, cuanto mejor organizados estemos, más fácil y más rápidamente alcanzaremos las condiciones laborales que le corresponde a la importantísima industria IT. Si el 2015 fue bueno, el 2016 será mejor en la medida en que cada empleado de cualquier empresa quiera sumarse a la Unión Informática..


Recordamos a los empleados de las empresas informáticas que quieran comunicarse con la Unión Informática o si están interesado en saber más sobre el Convenio Colectivo de Trabajo, pueden hacerlo escribiendo a contacto@unioninformatica.com.ar, o llamando al 0810-345-1073 – lunes a viernes de 9 a 18 hs -.


Tags:

También te puede interesar

Ahora empresas IT otorgan aumentos. ¿Casualidad o causalidad?

Varias empresas que componen el sector IT otorgan aumentos más o menos superiores al ...

Bienvenida Unisys a la Unión Informática

La Unión Informática sigue expandiéndose con el ingreso de más informáticos que día a ...