A un año del comienzo de la organización gremial de sus empleados y tras numerosos llamamientos a establecer canales de diálogo, Ecorp insiste con su política de precarización laboral y obstrucción. La Unión Informática declara el «Estado de alerta y movilización en la empresa». Una situación que pasa de amarillo a rojo, y se anuncia el conflicto.

    Tal como se hizo de público conocimiento la situación interna de Ecorp en una nota de este sitio que vió la luz el pasado 21 de junio, las condiciones salariales y laborales de sus empleados continúan iguales o peor ante una dirigencia que no se hace responsable y una economía nacional con creciente inflación.

    Habida cuenta de los salarios miserables que paga la empresa, y las pésimas condiciones laborales que ofrece a sus empleados -principalmente técnicos de calle que se desempeñan en el interior del país- es que la Unión Informática tomó cartas en el asunto. Se presentaron denuncias en la Subsecretaría de Trabajo de la Ciudad de Buenos Aires -donde está radicada la firma- solicitando audiencia formal con la empresa.

    No obstante, la autoridad del Trabajo de la Ciudad de Buenos Aires aún no puso fecha a las audiencias pedidas por la Unión en julio. Esto no hace sino complicar más una coyuntura, en tanto no hay una instancia formal de mediación con la autoridad pública.

    Si bien desde el principio, la Unión Informática en cuanto a organización gremial mostró vocación de diálogo institucional con la empresa, Ecorp dio otro paso en falso al negarse a mediar tensiones con el Sindicato. Peor aún, Ecorp redobló su apuesta al conflicto al iniciar una campaña de persecución contra sus empleados.

    Ecorp es una empresa que presta servicios de soporte técnico en todo el país. Con técnicos de calle desplegados en numerosas ciudades y regiones, el modelo de negocios de la empresa se basa en su «Nation Wide Tech Support», relaciones laborales precarias y salarios por debajo de lo que establece la ley. La Unión Informática declaró el Estado de Alerta y Movilización en Ecorp y los empleados junto a la entidad gremial comienzan medidas gremiales para que la empresa comience a modificar las precarias condiciones laborales actuales.

    Lo irregular como modelo empresario

    Amenazas de despido y represalias como la quita de tareas es el camino elegido por la empresa para tratar de tapar el conflicto latente. Hecho muy grave considerando que la actual modalidad de trabajo en Ecorp es a destajo.

    El salario básico que perciben sus empleados es menor a una cuarta parte del Salario Mínimo Vital y Móvil (SMVM) y el resto de su remuneración depende de los tickets que les sean asignados (ver nota «Ecorp: la situación laboral de sus técnicos ‘atada con alambre'»), sometiéndolos a una situación de hostigamiento económico y precarización laboral.

    Los técnicos en el interior del país son quienes más afectados se ven por este panorama. En cuanto a sus colegas de la Ciudad de Buenos Aires, si bien cuentan con un salario fijo todos los meses, éste oscila en torno a los $8.000, un valor muy desactualizado que ni siquiera cumple con el SMVM.

    Presta recordar que era un piso salarial reclamado por la Unión Informática en el año 2014, y que, actualmente con la implementación del Convenio de Trabajo informático  el salario mínimo se encuentra en torno a los $18.000 más adicionales (a partir de octubre).

    La firma publicó anuncios de empleo “por horas” en el portal Computrabajo.: condiciones de trabajo inhumanas, similares a las que se busca implementar en Brasil con la reciente Reforma Trabalhista y la «jornada intermitente de trabajo». Reclutar nuevos técnicos en ciudades del país donde ya cuenta con cobertura,  con peores términos de contratación y continuar el amedrentamiento a los empleados actuales, son dos variables que demuestran que la empresa busca sembrar temor e incertidumbre entre sus propios empleados para socavar la organización gremial.

    Finalmente, conforme pudo constatar la Secretaría Gremial de la Unión Informática, hubo llamados intimidatorios y aprietes a distintos técnicos por parte de la empresa. Situación que ya no se tolera y se anuncian medidas gremiales.

    Medidas gremiales en la empresa

    La Unión Informática ya declaró el correspondiente Estado de Alerta y Movilización en Ecorp y junto con los empleados comienzan medidas de fuerza gremiales en los distintos puntos del país.

    La situación no da para más: la empresa tiene que escuchar los reclamos y comenzar a modificar urgentemente las precarias condiciones laborales.

    Si sos empleado de Ecorp en cualquier punto del país, ponete en contacto con la Unión Informática.

    Podés hacerlo a través de los siguientes canales:

    formulario de contacto

    atención al afiliado

    /unioninformatica

    te. 0810 345 1073

    Tags:

    Abrir chat