Recursos Humanos anunció un aumento salarial por rendimiento. La respuesta de los empleados fue la organización de una manifestación y el reclamo del ajuste salarial a la banda salarial actual.

    Durante varias semanas los empleados de Oracle Argentina fueron rehenes de la política de aumentos de la empresa. Ni Recursos Humanos ni los gerentes de cada área sabían si se iban a otorgar aumentos este año.

    Finalmente, Oracle resolvió suspender el proceso de aumentos focales a nivel mundial. Esto provocó el descontento general de los empleados que comenzaron a organizar asambleas en el comedor de la sede de Puerto Madero.

    En estas asambleas se decidió realizar un petitorio a Recursos Humanos para solicitar aumentos por inflación, ajuste de los sueldos acorde a las bandas salariales y un mecanismo de ajuste salarial por inflación que rija de ahora en más para evitar depender de decisiones arbitrarias que no guardan relación con la realidad del país.

    Al cabo de unas semanas y después de varias asambleas y reuniones, Oracle anunció que se iba a realizar un aumento focal basado en el rendimiento individual excepcional para la región de Argentina.

    El jueves 31 de octubre, Recursos Humanos se reunió nuevamente con los delegados de Unión Informática y con empleados de distintos sectores para comunicar que el aumento focal ya estaba listo para ser distribuido por los gerentes de cada área y que en las próximas semanas se le iba a comunicar a cada empleado el porcentaje de aumento a percibir.

    Ante esta decisión de Oracle, los empleados consideraron que no se estaba resolviendo la cuestión de fondo de los aumentos que ya llevan en algunos casos varios años de atraso salarial y tampoco se tiene en cuenta la necesidad de establecer un mecanismo de ajuste salarial por inflación como el convenio colectivo y resolvieron continuar con las asambleas y realizar una manifestación en la plaza frente a la sede de Puerto Madero.

    La finalidad de la manifestación es suspender las actividades laborales durante una hora para demostrar a la empresa el descontento de los empleados y la angustia que les genera cada año no saber si van a recibir un aumento salarial mientras la inflación continúa licuando los golpeados salarios de los empleados informáticos.

    Los empleados de Oracle Argentina esperan poder revertir esta situación y conseguir el ajuste de las bandas salariales y el aumento por inflación sin la necesidad de abrir casos individuales que diluyan el reclamo colectivo. Para eso se manifestarán hoy jueves a las 14 h. en la plaza enfrente de la sede de Puerto Madero en la esquina de Juana Manso y Marta Lynch.

    Quienes deseen ponerse en contacto con la Comisión Interna de la Unión Informática en Oracle, pueden hacerlo a través de oracle@unioninformatica.com.ar


    flyer oralcle

    Tags:

    También te puede interesar..