La situación en Neoris y el reclamo de sus empleados

La Comisión Interna de Neoris es la pionera de Unión Informática en Rosario, gestando una nueva delegación regional. El relevamiento realizado por la Comisión Interna de Unión Informática exponen la situación actual y los puntos más urgentes a solucionar.

La ausencia de un convenio colectivo en la industria informática a raíz de que hasta hace cuatro años no había un sindicato real para la informática, sumado a las trabas puestas por el lobby corporativo y la connivencia del Gobierno, han generado un cuadro de situación cada vez más adverso para el empleado de sistemas. Lamentablemente, esta denuncia es general en cada análisis que las diversas comisiones internas dentro de las empresas hacen llegar a la Secretaría de Comunicación. En algunas de ellas la situación puede abordarse a través de iniciativas de los delegados que, siempre y cuando haya algún compromiso de parte de la dirigencia corporativa, aportan a mejorar la situación de los empleados. La fenomenología es similar aquí y allá en las demás ciudades del país. En una entrevista radial recientemente hecha a Christian García, Secretario Adjunto de Unión Informática, destaca que es una realidad que el 80% de la actividad informática está radicada en Capital Federal, por ello no es casualidad que el sindicato se haya originado allí. En consecuencia algunas grandes empresas, como por ejemplo HP e IBM, buscaron migrar operaciones al Interior del país, donde primaban ventajas impositivas, pero principalmente ventajas ante las escalas salariales, por no llamarlo oportunismo. Sin embargo, ese salvoconducto no tuvo sostén en el tiempo dado que la Unión Informática comenzó a extenderse también en las principales ciudades del Interior.

Como se menciona más arriba, la situación en el Interior no dista de la que se vive en las empresas en Buenos Aires. Y tampoco en Neoris. El trabajo de campo de los delegados en las empresas constituyen, a grosso modo, una parte importante del observatorio de Unión Informática.

El caso Neoris

Como es de esperar, el punto más débil reside en los niveles salariales. Es válido recordar que en el mercado informático, al no haber aún paritaria alguna habilita a las empresas a remunerar con cualquier valor igual o mayor al Salario Mínimo Vital y Móvil. Para no extenderse en desglosar las escalas salariales, temática que merece un estudio aparte y en profundidad, el caso Neoris comprende salarios promedio de $4.000 brutos en los sectores más afectados por la política de remuneraciones, registrándose casos donde se percibe el S.M.V.M.. Esto puede verse en el siguiente cuadro comparativo:

salarios_neoris

*Salario promedio consultor incluyendo revisión salarial sept. efectiva oct. 2013.

Las revisiones salariales que están anunciándose por estos días, fiel al estilo actual de las empresas, están siendo comunicados a los empleados en forma individual. Los porcentajes no son para nada alentadores, manteniendo la política de desigualdad salarial entre empleados que realizan la misma tarea.

En paralelo, otra problemática clásica en Neoris gira en torno al pago de horas extra. Conservando el hilo conductor de lo expuesto al inicio del presente artículo, la carencia de una convención colectiva para la industria, recae también en la inexistencia de una obligatoriedad para las empresas respecto del pagar horas complementarias. El vacío legal pasa a representar una ilegalidad dado que si bien no hay aún un convenio, el cual posee fuerza de ley, el art. 201 de la Ley de Contrato de Trabajo (20.744) exige el pago de las mismas de la siguiente manera:

Art. 201. —Horas Suplementarias: El empleador deberá abonar al trabajador que prestare servicios en horas suplementarias, medie o no autorización del organismo administrativo competente, un recargo del cincuenta por ciento (50%) calculado sobre el salario habitual, si se tratare del días comunes, y del ciento por ciento (100%) en días sábado después de las trece (13) horas, domingo y feriados.

Un juego de suma cero: ante la inflación rampante y la falta de consideración de las empresas ante la situación de sus empleados frente a la misma, se traduce en el gradual retroceso del poder adquisitivo. Uno de los ítems más importantes del petitorio a presentarse a la brevedad ante Neoris.
Un juego de suma cero: ante la inflación rampante y la falta de consideración de las empresas ante la situación de sus empleados frente a la misma, se traduce en el gradual retroceso del poder adquisitivo. Uno de los ítems más importantes del petitorio a presentarse a la brevedad ante Neoris.

A contramano, según lo relevado por la Comisión Interna, las pautas de la empresa sobre las horas extra en la actualidad son las siguientes:

-En la mayoría de los proyectos, las horas extra trabajadas se deben compensar con horas libres.

-En varios proyectos, no se paga horas extra ni tampoco se permite compensar inmediatamente ya que se exige -tomarse horas libres al final del proyecto-. Una vez que el empleado está desempeñándose en el nuevo proyecto, no se le permite compensar las horas del proyecto anterior.

-En la generalidad de los casos, la fecha de compensación queda librada a la determinación del líder de proyecto u otro directivo.

El no pago de horas extra encuentra dos explicaciones, para la generalidad de las compañías:

i. Las empresas optan deliberamente por no pagar horas extra, obteniendo un rédito por algo que no paga;

ii. O bien, para cada proyecto, dentro del presupuesto se contempla en pago de las horas supĺementarias, pero el líder de proyecto o responsable a cargo opta por restringir la remuneración de éstas en vistas de «quedar bien» con las gerencias superiores al ahorrarse ese gasto.

En Neoris quizás sucede una, otra o las dos de las posibilidades. Más que determinar la razón, resta peticionar por el cumplimiento de la Ley y el pago de las horas extra, uno de los ítems más importantes del punto siguiente.

Puntos del petitorio a presentar

Tal como se aclara en la generalidad de las publicaciones sobre la realidad dentro de cada empresa, los casos particulares resultan una fotografía del status quo de lo que sucede a lo largo y ancho del mercado informático. El presente artículo expone además algunos aspectos que vislumbran un futuro Convenio Colectivo de Trabajo, y por ello no debe subestimarse las aspiraciones en beneficio de los informáticos, principalmente en lo que respecta a los salarios.

Equiparación de salarios para misma tarea: un componente crucial del petitorio gira en torno a la clásica problemática de salarios diferentes para empleados que realizan la misma tarea. Sumado a la cuestión inflacionaria tantas veces abordada, continúa perjudicando  a  un público informático ya de por sí gravemente afectado.
Equiparación de salarios para misma tarea: un componente crucial del petitorio gira en torno a la clásica problemática de salarios diferentes para empleados que realizan la misma tarea. Sumado a la cuestión inflacionaria tantas veces abordada, continúa perjudicando a un público informático ya de por sí gravemente afectado.

A valores de hoy, la inflación ronda el 30% en promedio y las paritarias para demás sectores de la Economía un 24%; los índices de ajuste para la industria de software y servicios informáticos están apenas en un 15% para los más afortunados, dado que hay una gran cantidad de casos que están entre el 5% y el 8%, y una tercer porción que no perciben ajuste alguno. En términos monetarios, los salarios promedio rondan entre el S.M.V.M. y los $5.000. Es por ello que resulta inadmisible que un trabajador gane menos de lo que cuesta la canasta básica, sobretodo tratándose de personal altamente calificado. Por lo expuesto, los puntos del petitorio incluirán los siguientes puntos:

1. Remuneración Mínima: ocho mil pesos ($8.000), normalizando además la situación de muchos empleados tanto en forma cualitativa como cuantitativa, ya que además nivela los salarios de empleados que realizan mismas tareas y perciben salarios dispares (punto 3).

2. Ajustes salariales inflacionarios: ajuste salarial anual no inferior al 24% para equipararlo lo más posible a los índices inflacionarios, buscando que los empleados dejen de perder poder adquisitivo mes a mes.

3. Igual remuneración por igual tarea: de acuerdo con lo establecido por el art. 81 de la Ley de Contrato de Trabajo:

Art. 81. —Igualdad de trato: El empleador debe dispensar a todos los trabajadores igual trato en identidad de situaciones. Se considerará que existe trato desigual cuando se produzcan discriminaciones arbitrarias fundadas en razones de sexo, religión o raza, pero no cuando el diferente tratamiento responda a principios de bien común, como el que se sustente en la mayor eficacia, laboriosidad o contracción a sus tareas por parte del trabajador.

Y también por lo expuesto en el art. 14bis de la Constitución Nacional:

Art. 14bis: El trabajo en sus diversas formas gozará de la protección de las leyes, las que asegurarán al trabajador: condiciones dignas y equitativas de labor, jornada limitada; descanso y vacaciones pagados; retribución justa; salario mínimo vital móvil; igual remuneración por igual tarea; participación en las ganancias de las empresas, con control de la producción y colaboración en la dirección; protección contra el despido arbitrario; estabilidad del empleado público; organización sindical libre y democrática, reconocida por la simple inscripción en un registro especial. […]

Se exigirá el cumplimiento de lo establecido por Ley, equiparando los salarios de empleados que realizan similares tareas con salarios desiguales.

4. Reconocimiento de antigüedad: Consideración de la antigüedad laboral de los empleados ponderando la misma en el cálculo de los salarios.

Se mantendrá informado a la comunidad de empleados de Neoris sobre las novedades en torno al petitorio a presentar. Quienes deseen ponerse en contacto con la Comisión Interna de Unión Informática en Neoris, pueden hacerlo a través de neoris@unioninformatica.com.ar

Tags:

  • Show Comments

  • Esto apesta

    Negronris!

  • Que rubro de mierda con gente de mierda.

    El rubro sistemas acabo siendo una gran mierda.

    • Anonimo

      Sinceramente hace años que opino lo mismo,soy informatico y la verdad el area/rubro y/o profesión en la cual estamos trabajando se transformo en los call center,toman a cualquiera,si sabe menos mejor porque asi pagan 2 mangos y encima terciarizan y te pagan miseria.
      Una tristeza.

  • Oscar

    Eso no es asi, yo vi muchas personas muy valiosas cobrando sueldos muy bajos. El problema es que sin un convenio, el que gana lo que corresponde no es el que mejor trabaja sino el que mejor negocia.

  • Me duele las bolas de estar sentado y ganar miseria.,

    Juan De los Palotes: Vivis en en país de las maravillas, con Alicia K.

Comments are closed.

Abrir chat
¡Hola! ¿Como estás? Hacenos tu consulta para afiliarte, salarios, y beneficios por Whatsapp de lunes a viernes de 9 a 18!