Fuente: La Nación (09/10/2013)

    WASHINGTON.- Soltó toda su andanada verbal. Irritado, el presidente Barack Obama apuntó a los «republicanos más extremistas» al hablar de «extorsión, chicana e insensatez» por la posibilidad de que el bloqueo parlamentario que les atribuye lleve por primera vez al país a la suspensión de pagos. Situación que, de paso, comparó con el efecto de una «bomba nuclear».

    Con prosa más convencional, pero no menos alarmante, el Fondo Monetario Internacional (FMI), cuya asamblea delibera en esta ciudad, previno sobre la posibilidad de que la economía norteamericana entre nuevamente en recesión si no se evita ese precipicio. «Si no se consigue elevar el techo de deuda, es probable que lo que ahora es una recuperación se convierta en recesión o en algo peor», señaló el economista jefe del FMI, Olivier Blanchard.

    Ante este panorama, Obama sacó a relucir todo su arsenal de calificativos contra sus adversarios políticos. Pero no contra todos. Mucho más cauto en la puntería, Obama atacó a los «republicanos más extremistas». Que es la forma en la que aquí suele hablarse de los que militan en el grupo ultraconservador Tea Party.

    Pero, aunque no lo dijo, por elevación, apuntó directamente a la cabeza del republicano que preside la Cámara de Representantes, John Boehner. Si un destinatario específico tuvieron las palabras del presidente, sin duda fue el hombre nacido en Ohio que preside ese cuerpo, donde su partido es mayoritario.

    Ocurre que dentro de siete días Estados Unidos podría entrar en cesación de pagos si, para entonces, no consigue aumentar el límite que en este momento le impide emitir deuda más allá de los 16,7 billones de dólares. Según el secretario del Tesoro, Jack Lew, esa cifra se alcanzará el próximo 17, y si para entonces no se han votado recursos nuevos no habrá de dónde obtenerlos para atender cuentas.

    En ese momento, la administración nacional norteamericana entraría en estado de insolvencia, y previsiblemente los bonos del Tesoro se vendrían abajo y retrocederían aún más las bolsas de valores y el dólar frente a otras monedas. Para muchos, sería sólo el comienzo de un nuevo período de vulnerabilidad para una economía que no termina de recuperarse.

    «Parece mentira que haya gente que quiera tirarlo todo por la borda», despotricaba ayer Obama. Hablaba, como se dijo, a los «republicanos más extremistas», pero con Boehner entre ceja y ceja.

    Ocurre que, hasta ahora, el presidente de la Cámara se ha negado a someter a votación una extensión del techo de deuda. Dice que no lo hace «porque los votos no están». Pero Obama -al igual que casi todo el mundo en Washington- sospecha que los votos están. Sólo que Boehner no quiere ponerlos en juego porque eso sería arriesgar su posición de liderazgo en la Cámara.

    La situación del dirigente republicano está debilitada como expresión de la fractura interna que hay dentro de su partido.

    Un grupo de entre 50 y 60 representantes republicanos que militan en el Tea Party no quiere saber nada de concesiones a Obama. Tienen una posición tan extrema que amenazan con fracturar el bloque si Boehner accede a algún tipo de concesión.

    En medio hay una masa de republicanos moderados que no quieren llevar las cosas tan lejos. Pero quedan atrapados en la dinámica rupturista y, mientras nadie mueve fichas, el reloj sigue avanzando, hasta ahora, sin variación sensible de rumbo, hacia la suspensión de pagos.

    Eso, con la salvedad del matiz que impuso, en las últimas horas, un contacto telefónico entre Boehner y Obama y un discurso ligeramente más moderado del republicano poco después. «No hay nada cerrado. No hay nada que no pueda ponerse en la mesa de diálogo», dijo. Pero básicamente la situación sigue igual.

    Janet Yellen dirigirá la Fed

    A la espera de que demócratas y republicanos zanjen en el Congreso las diferencias sobre el presupuesto, Barack Obama nominará hoy a Janet Yellen para sustituir a Ben Bernanke al frente de la Reserva Federal (Fed), informó ayer la Casa Blanca. El presidente norteamericano hará el anuncio en un acto al que también asistirá Bernanke. La nominación de Yellen, la primera mujer en dirigir la Fed, debe ser aprobada por el Senado..

    Tags:

    También te puede interesar..

    MODALIDAD DE LA HUELGA DEL 28 DE MAYO DE 2013

    Si estás de acuerdo con protestar, si considerás que IBM no puede seguir igual ...

    Expectativa mundial por la llegada de un robot a Marte

    Curiosity, el complejo vehículo explorador de la NASA amartizará en pocas horas; lleva un ...