Por medio de la resolución nro. 263/15 del Consejo Federal de Educación, se establece como política de Estado la enseñanza de programación en las escuelas argentinas. Un paso cualitativo de importancia en la educación pública argentina hacia el futuro. La necesidad de que estos próximos potenciales trabajadores de la industria cuenten, a la hora de ingresar al mundo laboral, con reglas claras, justas y condiciones laborales dignas.


A partir de agosto de 2015, por medio de la resolución nro. 263/15 del Concejo Federal de Educación se da inicio al plan ProgramAR. Las leyes y programas vigentes sobre los que se funda el proyecto ProgramAR, según lo explicita la resolución, son la Ley de Educación Nacional de 2010, el plan Conectar Igualdad, el portal EducAr (dependientes del Ministerio de Educación) y el Plan Nacional de Inclusión Digital Educativa, así como también cuenta con el apoyo y la participación de la Fundación Sadosky.

La inclusión de la programación como parte de la currícula escolar es sin dudas un salto cualitativo en calidad educativa. No obstante, desde la Unión Informática se expresa la necesidad urgente de regular la actividad y generar una industria con condiciones laborales dignas para estos potenciales futuros trabajadores.

La inclusión de la programación como parte de la currícula escolar es sin dudas un salto cualitativo en calidad educativa. No obstante, desde la Unión Informática se expresa la necesidad urgente de regular la actividad y generar una industria con condiciones laborales dignas para estos potenciales futuros trabajadores.

El programa Conectar Igualdad – creado por decreto en 2010 -, ya lleva entregadas más de 5 millones de netbooks en todo el país. Por medio de este proyecto, hermano del uruguayo Plan Ceibal lanzado en 2007, se pretende cerrar la brecha social que produce que algunos alumnos en edad escolar accedan o no a una computadora. Las netbook de este plan son, en muchísimos casos, la única computadora de muchísimos hogares en nuestro país.

El objetivo de enseñar programación en las escuelas de todo el país, hoy día se torna estratégico. Según el propio portal “Hoy vivimos en un mundo que depende cada vez más del uso de la tecnología. Nuestras actividades escolares y profesionales, nuestros vínculos afectivos y el tiempo de esparcimiento están permeados por el uso de dispositivos tecnológicos.” Y prosigue “La programación es una parte fundamental de la una disciplina más amplia llamada Ciencias de la Computación, que también estudia el funcionamiento de las computadoras, las telecomunicaciones, las bases de datos, la inteligencia artificial, etc. Necesitamos contar con los conocimientos que aporta esa disciplina para comprender y opinar sobre el mundo que nos rodea.”

En nuestro país, la industria del software y servicios de la información es una de las ramas de actividad que más crece, puestos de trabajo genera y exporta servicios y productos. Sólo en 2014, cerró el año con un incremento de puestos de trabajo del 10% (rondando hoy día los cien mil empleos), las ventas superaron los $24 millones (un 27% más que 2013). Las exportaciones en 2014 estuvieron por encima de los U$S 3 mil millones.

Esta industria pujante, dinámica y competitiva, que genera miles de puestos de trabajo, tiene otra cara. Salarios magros, precarización laboral, tercerización y subcontratación son las problemáticas más habituales para quienes trabajan en esta actividad. Así mismo, las principales empresas del país en esta actividad (así como en muchas otras) no son precisamente nacionales, sino que son filiales de grandes corporaciones multinacionales. Estas multinacionales, utilizando la mano de obra altamente calificada argentina, formada en su mayoría por el Estado argentino desde la escuela hasta la universidad – con los impuestos y aportes de toda la población –, obtiene ganancias multimillonarias, las cuales gira en su mayoría hacia sus casas matrices.

Es en este contexto y en este momento del desarrollo de la economía mundial, en que hay cada vez más presencia de las tecnologías de la información y comunicación en todos los procesos productivos, industriales, financieros y del comercio. Si bien es un gran avance que desde el Estado Nacional se incentive la formación educativa de los estudiantes más jóvenes en áreas como la programación y la computación, es importante no perder de vista a quién se apropiará de ese personal calificado en el largo plazo, cuando los egresados de las escuelas que se formen en el programa ProgramAR finalicen los ciclos primario y secundario y se inserten en el mercado laboral. Los empleados informáticos, nucleados en la Unión Informática que se desempeñan hace años en la industria IT ven, no obstante, con preocupación la próxima inserción laboral de los escolares. Formar trabajadores calificados, para someterlos luego a condiciones precarias de trabajo, es, en última instancia, un error carísimo para nuestro país.

La Unión Informática viene trabajando constantemente para poner fin a la precarización laboral predominante en la industria IT y practicada por muchas de las empresas que tienen participación en este programa.

La Unión Informática viene trabajando constantemente para poner fin a la precarización laboral predominante en la industria IT y practicada por muchas de las empresas que tienen participación en este programa.

Por otro lado, también hay participación e interés de las patronales informáticas en dicho programa. Por medio de la Fundación Sadosky, dirigida por un consejo integrado por el Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación Productiva, el presidente de la Cámara de Empresas de Software y Servicios de la Información (CESSI) y el presidente de la Cámara de Informática y Comunicaciones de la República Argentina (CIComRA). Es decir, las mismas asociaciones gremiales patronales que cercenan los derechos laborales de miles de informáticos en todo el país tienen injerencia en este plan. Siendo evidente la participación del sector público-estatal (a nivel ministerial) y privado (cámaras empresarias y fundaciones) en el proceso de planeamiento de este proyecto, llama preocupantemente la atención que jamás se haya convocado a los representantes de estos futuros trabajadores informáticos.

La articulación entre el sector público y privado, en este sentido puede ser provechosa para el desarrollo nacional, siempre y cuando haya reglas claras, justas y redistributivas para todos los actores sociales. La Argentina, por medio de sus instituciones públicas, desde las escuelas hasta las Universidades Nacionales, llegando al CONICET – insitutción científica de prestigio internacional –, tiene una enorme capacidad para desarrollar una industria del software, servicios de la información y telecomunicaciones nacional y soberana, al servicio de los intereses del país. Tal es el caso de los satélites SAC C, el lanzador Tronador II, ArSat I o el próximo ArSat II, o los sistemas de radarización desarrollados en el país. En el caso del satélite de telecomunicaciones ArSat I, se dio en el marco de una articulación entre instituciones públicas, académicas y de producción públicas (como es INVAP) y privadas. Es personal altamente calificado que participa en este tipo de emprendimientos públicos, en que se desarrolla tecnología de punta y producción industrial de alto valor agregado.

Que el Estado Nacional apueste por este tipo de formación educativa orientada a las ciencias de la computación es un gran avance, pero no hay que perder de vista en qué condiciones se desarrolla la industria IT y el trabajo en esta actividad. No olvidemos que la falta de reglas de trabajo claras y de posibilidades para el trabajador calificado ha producido, a lo largo de nuestra historia, numerosos procesos de fuga de cerebros, en que científicos y profesionales migraban del país sea por la falta de posibilidades o por las pésimas condiciones de trabajo.


Tags:

You May Also Like

Nuevos delegados normalizadores en Oracle

El crecimiento de la Unión Informática continúa sin descanso, reflejándose esto en la representatividad ...

PRIMER DELEGADO NORMALIZADOR EN ITC

Anunciamos el nombramiento del primer delegado normalizador de la Unión Informática en la empresa. ...

10 Buscadores académicos que quizás no conocías

Esta lista de buscadores académicos te ayudará a tener mas alternativas, como estudiante o ...