La institución del closet fue y sigue siendo una instancia que marca la vida de las personas no heterosexuales. La sanción de leyes igualitarias y la caída en desgracia de los aberrantes argumentos de la Iglesia han tenido su influencia en esta institución. Para algunos ya no existe, para otros debería obviarse, hay quienes aún necesitan ayuda para salir de allí. Una serie de espectáculos y producciones retoman la idea de closet quitándole dramatismo, mientras aquí se hacen algunas reflexiones a puertas abiertas.

Leer la noticia completa en Página/12

Tags:

Abrir chat
¡Hola! ¿Como estás? Hacenos tu consulta para afiliarte, salarios, y beneficios por Whatsapp de lunes a viernes de 9 a 18!